martes, mayo 10, 2011

COACHING, Aprendiendo a ser Padres

El Coaching  Familiar acompaña y   facilita  aprendizajes desde la propia  experiencia personal, tomando esa importante iniciativa de mejorarnos cada dia  en ese  camino de  crecimiento personal. Es importante no sólo  crecer físicamente, tan  importante es  crecer por dentro, madurar , ser mejores personas cada día.


El Coaching Familiar facilita estrategias  para la comunicación y las relaciones en familia, para que la convivencia sea una experiencia enriquecedora y de crecimiento saludable. Disminuir el estrés en el contexto familiar y aumentar la satisfación en las relaciones y la convivencia familiar.

¿Cómo aprender  a ser mejores padres ?  ¿Cómo educar a nuestros hijos para la vida?

  En la medida  que los hijos van adquiriendo  madurez hemos de ir dándoles esa responsabilidad que desde su nacimiento, hemos asumido como  padres. No es saludable dar menos responsabilidad de la que los hijos pueden asumir según su grado de madurez  y tampoco  les ayudamos si seguimos asumiendo por ellos parte de esa responsabilidad que ellos  puedan ya asumir  por su vida.

El acto de madurar y crecer es un proceso, no nos levantamos un día y les decimos a los hijos:  "Desde hoy eres el  responsable de tu vida", es más  un  ir poco a poco  cediendo,  dando las riendas con calma,  facilitándoles  oportunidades para que puedan  desarrollar  confianza en  si mismos.

 Ser padres  es reflejarles como les percibimos con toda la autenticidad y  al mismo tiempo  dejando que se vean a si mismos,  sin que nuestras percepciones  tengan más valor que las  suyas , porque se trata de su propia vida.

Ser padres  es no confundir nuestra vida con la suya, es ser generosos  dejándoles ser ellos mismos.
Nuestros hijos necesitan que les  enseñemos a  comprometerse con su vida, a  vivir esos valores que son importante para dar sentido y contenidos valiosos  a sus vidas,  les facita tener una dirección  para ir descubriendo qué es importante para ellos. Nesesitan que les transmitimos esos valores que les den sentido, con los que se sientan identificados.

En todo momento  les ofrecemos apoyo incondicional  y afecto,  que es la mejor  medicina para todos los males. Les escuchamos para  formarnos una imagen fiel de quíenes son. No confundir  dar afecto con ser permisivos, más bien poner esos límites tan esenciales genera en ellos seguridad, confianza y responsabilidad.
Nuestros hijos necesitan conocer sus emociones, saber  cómo  pueden ayudarles en su adaptación a la vida . Sentir, expresar, reconocer y gestionar sus estadodos emocionales y los de las personas con las que se relacionan, es asegurarles una vida más auténtica.

Preguntarles  para que ellos mismos busquen sus  propias respuestas. Escucharles para que expresen como se sienten, interesarnos por conocerles, saber  qué piensan,  que les hace felices, compartir sus alegrías y sus tristezas, conocer sus miedos, sus sueños y siempre y todo momento, permitirles ser ellos mismos.
                       
Educar a los hijos nos es marcarles el camino a seguir, es más mostrarles los distintos caminos para que ellos de forma consciente,  madura y  responsable vayan tomando las riendas y decidan  que caminos seguir. 

Para Consultar sobre servicios de Coaching para temas : Personales, Profesionales y Familiares
Horario : 9 h. a 14h ( hora española)
Móvil: 605415095
Skype: sara.coach.1


SARA COBOS
Coach Profesional y de Familia
www.diferenzia.com
http://www.blogger.com/
COACHING FAMILIAR
Publicar un comentario